sábado, 5 de marzo de 2011

Virus del Papiloma Humano

Virus del Papiloma Humano
Generalidades

Al menos el 50% de las personas sexualmente activas contraerán VPH genital. La mayoría ni siquiera sabrá que lo tiene. El VPH genital es un virus común entre hombres y mujeres sexualmente activos.

En los Estados Unidos, el virus del papiloma genital humano (VPH) es el virus más común transmitido sexualmente. Al menos la mitad de los hombres y mujeres sexualmente activos contraerán VPH genital en algún momento de sus vidas.

Por lo general, las condiciones como las verrugas genitales o los cambios celulares leves en el cuello del útero de una mujer, no constituyen un riesgo para la salud. Pero, en algunas ocasiones, el VPH genital puede conducir a cáncer cervical en las mujeres. Sin embargo, este tipo de cáncer (la consecuencia más grave del VPH genital) se puede prevenir con pruebas rutinarias de Papanicolaou.

El VPH genital no es algo de temer. Es algo que la comunidad debe conocer y sobre lo que se debe hablar. Toma un paso importante para la protección de tu salud y la de aquellos que amas: aprende más sobre este virus común.

¿Qué es el virus del papiloma genital humano?

El VPH es un virus que se transmite a través del contacto genital (como sexo vaginal o anal). El VPH puede afectar los genitales de los hombres (el pene y el ano) y de las mujeres (el cuello del útero, la vagina y el ano).

¿Por qué la gente no sabe mucho acerca del virus del papiloma genital humano?

El VPH genital no es un virus nuevo. Pero muchas personas no saben acerca de este virus ya que, normalmente, no presenta síntomas y desparece por sí solo sin causar problemas
de salud.

¿Quién puede contraer el virus del papiloma genital humano?

Cualquier persona que tenga contacto genital con otra persona puede padecer el VPH genital. Tanto hombres como mujeres pueden contraerlo y transmitirlo sin saberlo. Dado que el virus puede permanecer inactivo durante un tiempo prolongado, una persona puede estar infectada con VPH genital aún después de años desde que tuvo contacto sexual.

Estudios demuestran que el VPH genital se transmite por:

* Contacto genital con una persona que tenga la infección de VPH genital, incluyendo:
o Sexo vaginal con una persona que tiene la infección de VPH genital
o Sexo anal con una persona que tiene la infección de VPH genital

Ningún estudio demuestra que el VPH genital se transmite por:

* Asientos de baño
* Besos en la boca, abrazar alguien o tomarse de las manos
* Higiene personal deficiente
* Compartir alimentos o utensilios
* Nadar en piscinas, Jacuzzis, etc.



No debes sentir culpa ni avergonzarte por tener el VPH genital

Es natural que las personas que descubren que están infectadas con el VPH genital deseen saber quién se los contagió. Pero no hay modo de saberlo con seguridad. El virus es muy común. Una persona puede tener VPH genital durante un tiempo prolongado antes de ser detectado. Si tienes VPH genital, no culpes a tu pareja actual, ni supongas que tu pareja ha sido infiel. El VPH genital no debe interpretarse como una señal de que tu o tu pareja estén teniendo relaciones sexuales fuera del ámbito de la pareja.
Es posible que te sientas incómodo para hablar de temas sexuales con tu pareja. Pero mantener una conversación abierta acerca del VPH genital y de la salud sexual puede ayudarlos a ambos a proteger su salud. Puedes pedir a tu pareja que lea este documento o bien pueden leerlo juntos; de esta manera, les resultará más sencillo comenzar a hablar sobre el tema.

¿Qué hace que una persona sea más propensa a contraer el virus del papiloma genital humano?

La mayoría de las personas sexualmente activas contraen el VPH genital. Hay más probabilidades de contraerlo si tienes: relaciones sexuales desde una edad temprana, varias parejas sexuales o una sola pareja sexual que haya tenido otras parejas.
El VPH genital no es lo mismo que el VIH o herpes (virus del herpes simples; VSH). Si bien todos estos virus pueden transmitirse sexualmente, ellos no causan los mismos síntomas o problemas de salud.

El VPH genital no causa problemas de salud en la mayoría de las personas

Existen varios tipos diferentes de VPH genital, los cuales forman dos grupos principales. El primer grupo puede causar verrugas genitales (tipos de VPH de "bajo riesgo"). El segundo grupo se ha vinculado con el cáncer cervical en las mujeres (tipos de VPH de "alto riesgo").

¿Qué significa VPH de "bajo riesgo"?

Algunos tipos de VPH se conocen como de "bajo riesgo" porque no implican el riesgo de cáncer. Los tipos de VPH de bajo riesgo pueden causar cambios leves en el cuello del útero de una mujer. Estos cambios no conducen al cáncer. No son perjudiciales y desaparecen con el tiempo.

En ocasiones, este tipo de VPH también puede provocar cambios visibles en el área genital, denominados verrugas genitales. Las verrugas genitales son crecimientos anormales del tejido de la piel que aparecen en la zona genital de hombres y mujeres. Por lo general no causan dolor. Pueden ser elevadas, planas, pequeñas o grandes, simples o múltiples.

Existen varias opciones de tratamiento para las verrugas genitales. Pero, aún después de tratar las verrugas, es posible que el VPH genital aún persista y se pueda transmitir. Por tal razón, no se ha demostrado si el tratamiento de las verrugas genitales reduce las probabilidades de que una persona transmita o no el VPH genital a una pareja sexual. Si no se tratan, las verrugas genitales pueden desaparecer, permanecer sin cambios o aumentar en tamaño o en número. No se convertirán en cáncer. Se desconoce por qué el VPH de bajo riesgo causa verrugas genitales en algunos casos, pero no en otros.


¿Qué significa VPH de "alto riesgo"?

El segundo grupo de tipos de VPH genital se conoce como de "alto riesgo" porque estos tipos se asocian con el cáncer cervical. Los tipos de alto riesgo también han sido asociados con otro tipo de cáncer genital menos común, como el cáncer anal. Por lo general, la infección de VPH de alto riesgo no causa problemas de salud a nadie. Pero, en ocasiones, estos tipos de VPH pueden provocar cambios celulares. Con el tiempo, estos cambios celulares pueden conducir al cáncer, si no son tratados. Sólo la infección persistente de VPH de alto riesgo (aquella que no desaparece durante años) aumenta el riesgo de cáncer en las personas.

¿El VPH de "alto riesgo" significa cáncer?

No. El VPH de alto riesgo no es lo mismo que el cáncer. Los tipos de VPH de alto riesgo pueden causar cáncer si persisten con el tiempo y producen un cambio en las células durante muchos años. El cáncer cervical en las mujeres es el problema de salud más grave causado por el virus del VPH de alto riesgo. Pero, la buena noticia es que: existen grandes posibilidades de prevenir y curar el cáncer cervical con pruebas rutinarias de Papanicolaou y seguimiento médico. El cáncer cervical es raro en los Estados Unidos gracias al gran uso de las pruebas del Papanicolaou a través de todo el país.

¿El cáncer cervical puede originarse por otras causas?

No existe información que sugiera que las mujeres pueden contraer VPH genital o cáncer cervical por practicar sexo rudo, abortos, o sexo durante la menstruación. Sin embargo, el hecho de fumar o de tener débil las defensas del cuerpo puede contribuir a que una mujer desarrolle cáncer cervical si está infectada con el VPH genital y no se somete a pruebas rutinarias de Papanicolaou ni hace un seguimiento médico.

El virus del papiloma genital humano y las mujeres.

Es importante conocer la relación entre el VPH genital y el cáncer cervical-y qué pasos se deben seguir para evitar este cáncer.
Lamentablemente, en algunas culturas, el estudio del cáncer cervical no forma parte de la práctica rutinaria de atención médica. Por este motivo, las mujeres hispanas reciben el diagnóstico de cáncer cervical con más frecuencia y en etapas más avanzadas que las mujeres blancas. Todas las mujeres deben someterse a pruebas rutinarias de Papanicolaou, aún cuando se sientan saludables, para comprobar si existen problemas que todavía no se sienten.

¿De qué manera las mujeres pueden prevenir el cáncer cervical?

Las mujeres pueden someterse a pruebas rutinarias de Papanicolaou. Esta prueba revela cambios en las células producidos por el VPH genital. Detecta los cambios en las células en etapas tempranas, de manera que puedan ser tratados antes de que se conviertan en cáncer. Esta prueba también detecta el cáncer en la etapa inicial, de modo que pueda ser tratado antes de implicar un riesgo de vida.

¿Por qué las mujeres deben someterse a pruebas de Papanicolaou regularmente?

El cáncer cervical no presenta síntomas hasta que está avanzado. Por ese motivo la práctica de pruebas rutinarias de Papanicolaou puede salvar la vida de una mujer, porque detecta problemas antes de que la mujer se sienta enferma. Es importante para las mujeres realizar pruebas rutinarias de Papanicolaou, aún si se sienten saludables y ya no estén activas sexualmente. Cualquier mujer que haya tenido relaciones sexuales tiene un riesgo de desarrollar el cáncer cervical. En los Estados Unidos, aproximadamente mas de la mitad de las mujeres que desarrollaron cáncer cervical nunca o rara vez se realizaron una prueba de Papanicolaou.

¿Las mujeres deberían preocuparse por un resultado anormal en la prueba de Papanicolaou?

No. Las pruebas anormales de Papanicolaou son comunes. Cuando se encuentran cambios en las células, por lo general son sencillos de tratar. Pero la mujer debería realizar un seguimiento con su doctor, medico u otro prestador de servicios de salud cuando obtiene un resultado anormal. De este modo, el prestador de servicios de salud de una mujer puede detectar y tratar los cambios de las células en el cuello del útero (causados por el VPH genital) para asegurarse de que no se conviertan en un cáncer cervical que implique riesgo de vida. O bien, el doctor o prestador de servicios de salud simplemente deberá observar estos cambios en las células para asegurarse de que no empeoren.

¿Qué sucede con la prueba de VPH para la mujer?

Los doctores o prestadores de servicios de salud pueden utilizar esta prueba del ADN del VPH en las mujeres (de cualquier edad) que no obtengan resultados claros en la prueba de Papanicolaou, para ayudar a determinar los pasos a seguir en la detección del cáncer cervical. Para las mujeres mayores de 30 anõs, esta prueba y la prueba de Papanicolaou puede hacerse como parte de los estudios rutinarios de cáncer cervical. Esta prueba solo está aprobada para ser realizada como parte de los estudios de cáncer cervical. Las mujeres deberían hablar con su doctor o prestador de servicio de salud para saber si es conveniente para ellas someterse a la prueba de VPH genital junto con la del Papanicolaou.

¿Cuál es la diferencia entre la prueba de Papanicolaou y la prueba de VPH?

La prueba del ADN del VPH se utiliza solamente para detectar VPH genital en el cuello uterino. La prueba de Papanicolaou busca cambios anormales de las células en el cuello uterino, generalmente causados por el VPH genital. Los médicos no pueden tratar el VPH genital pero pueden tratar los cambios en las células que éste provoca. Es por ello que la prueba de Papanicolaou es estándar en la detección del cáncer cervical.

El VPH genital y los hombres.

No existe una prueba aprobada de VPH para hombres. Sin embargo, aunque el VPH genital es común entre los hombres heterosexuales, muy raras veces les ocasiona complicaciones de salud graves. Por lo general, el resultado más evidente del VPH genital en hombres son las verrugas genitales, las cuales se pueden ver a simple vista.
Es importante saber que los hombres pueden tener una infección de VPH genital y contagiarla a sus parejas.

¿Es necesario que sepa si tengo VPH genital?

Dado que la mayoría de las personas tienen el VPH genital en algún momento de sus vidas y, por lo general, éste desaparece por sí solo, no hay razones para someterse a una prueba sólo para detectar si se tiene este virus. Sin embargo, es muy importante que se realicen estudios para detectar las enfermedades que puede causar la infección del VPH genital, como el cáncer cervical en las mujeres.

¿Existe una cura para el virus del papiloma genital humano?

No existe una cura para el virus (VPH genital) en sí mismo, pero el cuerpo de una persona saludable puede normalmente combatir el virus por sí solo. Existen tratamientos para los problemas de salud que el VPH genital puede causar, como las verrugas genitales, los cambios en las células en la el cuello del útero y el cáncer cervical. Esto es importante, ya que una vez que el cáncer cervical se desarrolla, no desaparece por sí solo (como el VPH genital).

¿Existen modos de reducir las probabilidades de contraer el virus del papiloma genital humano?

El modo más seguro de prevenir el VPH genital es no tener relaciones sexuales (abstinencia). Si decides tener una vida sexualmente activa, puedes reducir el riesgo si mantienes una relación de lealtad mutua con alguien que no haya tenido sexo o que haya tenido sólo unas pocas parejas sexuales. De lo contrario, procura limitar el número de parejas y elígelas con precaución. Cuantas menos parejas haya tenido tu pareja, menor será la probabilidad de que él o ella tenga el VPH genital.

¿Qué sucede con los preservativos o condones?

Se desconoce qué grado de protección ofrecen los preservativos o condones contra el VPH genital. Esto se debe a que las áreas que no son cubiertas por el preservativo o condones podrían estar expuestas al virus. Sin embargo, los preservativos o condones pueden reducir el riesgo de padecer de verrugas genitales y cáncer cervical, causados por el VPH. Los preservativos o condones también pueden reducir el riesgo del VIH y de otras infecciones de transmisión sexual cuando se utilizan en todo momento y de la manera correcta.

¿Qué sucede con una vacuna?

Para información sobre la vacuna visita http://www.geosalud.com/VPH/epivph.htm

Entiende el VPH Genital: No te alarmes, infórmate¡

En resumen, es importante que todo el mundo conozca los siguientes puntos acerca del VPH genital.

* La mayoría de las personas sexualmente activas tendrán VPH genital en algún momento de sus vidas.
* El VPH genital por lo general desaparece por sí solo, sin causar problemas de salud.
* La consecuencia más grave del VPH genital es el cáncer cervical en las mujeres.
* El cáncer cervical se puede prevenir mediante la realización de pruebas rutinarias de Papanicolaou. La mayoría de las mujeres que contraen cáncer cervical no se han sometido a pruebas rutinarias de Papanicolaou.
* Las mujeres deben consultar con un doctor/médico o prestador de servicios de salud para realizarse pruebas rutinarias de Papanicolaou a fin de prevenir problemas en el futuro.
* Es importante que tanto hombres como mujeres conversen abiertamente sobre el VPH genital con sus parejas, de manera que todos estén informados y sean capaces de tomar decisiones seguras para
su salud.



Fuente
Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades
http://www.cdc.gov/

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada